miércoles, 25 de abril de 2012

Al pan pan y al vino vino



Hoy me he levantado un poco confusa al enterarme que esperamos la llegada de una ciclogénesis explosiva. Al principio pensé que se trataba de la aprobación de los presupuestos, pero luego he averiguado que se trata de una borrasca con fuertes lluvias y rachas de viento de 100 kilómetros/hora. Vamos, lo que viene siendo un temporal de toda la vida.
Mira que nos hemos vuelto cursis de un tiempo a esta parte. Así, a bote pronto, me viene a la cabeza el cese temporal de la convivencia de los Duques de Lugo, para decir que están hasta el moño el uno del otro y que se divorcian, o la grave desaceleración económica en la que vivía España para referirse a que esto pintaba mal.
Esto, está claro que va por modas. Si mi abuela, que en paz descanse, levantara la cabeza y le dijese que tenía que ponerse un poco de gloss, coger el trench y el clutch porque nos vamos de brunch seguramente me mandaría a freír vientos. Y lo único que le estaría pidiendo es algo que hizo durante muchísimos años: pintarse los labios, ponerse la gabardina y el bolso de mano e irnos a tomar el apetitivo que nos sirviera de comida. En fin, cuanta tontería. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...